Trump

  • EL  ÚLTIMO PEDAZO DEL MURO DE BERLIN CREÍAN QUE ESTABA EN SIRIA

    Donald Trump, poco más de 100 días después de haber iniciado su gobierno, tiene un nivel de desaprobación en su gestión del 53,2 % en promedio según el portalReal Clear Politics .Este neo populista de derecha no había logrado una victoria o acción política que lo favoreciera hasta el momento y solo con el ataque unilateral a una base militar siria obtuvo el apoyo momentáneo del 51 % ante supuestos usos de gas venenoso por el gobierno de Bashar al- Assad, quien gobierna el país asiático con el apoyo de Rusia y en medio de una guerra civil, en donde se mezclan grupos con intereses muy diversos y un saldo con más de 500 000 muertos entre su población.

  • EL CASINO TRUMP ESTÁ ABIERTO

    ¡¡¡NO, no me digas eso!!!,, me decía un amigo cuando leyó hace unos meses exactamente el 23 de marzo  en este medio, una columna que asombró a muchos ¨TRUMP: ¿EL URIBE DE LOS GRINGOS?¨. Hubiera deseado haberme equivocado pero cada día se hace más posible tal opción. Una opción desastrosa para todos incluyendo desde los propios EEUU hasta cada país  de este mundo.

  • EL TRUMPAZO

    Lo que sucedió en los EEUU es untrumpazo, es decir, un golpe políticamente incorrecto. Un golpe fuerte y definitivo. Una victoria inesperada de un actor político no reconocido hasta ahora, pero que viene expresándose en diversos lugares contra lareal politik dela post guerra fría.

  • Trump y su cercanía a los rusos: ¿estará contra las cuerdas?

    Las últimas semanas no han sido fáciles para el presidente de los norteamericanos, Donald Trump. Además de la fuerte oposición que parece tener entre la sociedad civil, ahora comienza a tomar fuerza el escándalo sobre la supuesta participación rusa en las elecciones del 2016 a través de sus consejeros y la destitución del director del FBI.

  • TRUMP: ¿ EL URIBE DE LOS GRINGOS?

    Donald Trump apareció como la respuesta norteamericana al desgaste de la política tradicional y sus discursos. Es un fenómeno común por estos días en el mundo en donde hay un escepticismo total sobre los políticos. Lo vimos desde el movimiento de los indignados, pero lo conocemos en Latinoamérica desde los populismos. La escena política está siendo invadida por los no políticos y el turno le llegó a los EEUU.