La USC se fortalece con piscinas ‘inteligentes’

Una piscina ‘inteligente’, con evaluadores y sensores, que mide y regula el ph del agua y las cantidades de cloro.

En el marco de la conmemoración de los 61 años de la USC, el rector Carlos Andrés Pérez Galindo entregó las nuevas piscinas, que estarán a disposición de la comunidad santiaguina, como parte del proceso de Transformación y Buen Gobierno.

El acto inaugural contó con la participación de la Alta Dirección, funcionarios, docentes y estudiantes, quienes tuvieron el placer de conocer de primera mano las nuevas instalaciones, que cuentan con dos piscinas, un cuarto de equipos de alta tecnología, zona de lockers, camerinos, una oficina para docentes, y dos cambiadores, para hombres y mujeres.

En total, se entregaron dos piscinas: una semiolímpica para competencias regionales, y una pequeña para hidroterapia.

Además, el espacio está equipado con clorinadores automáticos, sistema de iluminación LED con paneles solares, tres duchas de ingreso y un recubrimiento interior elaborado con membrana de PVC, que son recursos de última tecnología, según el rector: “Esta piscina es denominada como inteligente porque tiene evaluadores y sensores, ella misma mide y regula el pH y las cantidades de cloro”.

Además, aprovechó para informar sobre los avances que tendrá el alma máter en los próximos meses: “Antes de culminar este año, se espera entregar los renovados salones del segundo piso del bloque seis y 700 parqueaderos subterráneos. También serán inauguradas cuatro aulas para educación virtual con capacidad para 120 estudiantes cada una; inicialmente serán destinadas para cursos de inglés, y, en el segundo semestre de 2020, se dará apertura a cursos de realidad virtual. Estos salones permiten que los docentes dicten el curso desde dispositivos móviles. El próximo año será inaugurado el nuevo edificio con los parqueaderos restantes”.

El rector Carlos Andrés Pérez Galindo, ofreció un discurso para dar inauguración a las nuevas piscinas.

Para culminar su discurso, Pérez Galindo dejó unas recomendaciones para que perduren las nuevas instalaciones: “Toda la universidad se está transformando y estamos configurando los mejores espacios para toda la  comunidad santiaguina. Se espera que todos, como santiaguinos, tengamos un espíritu noble hacia los demás, y  también, hacia las cosas que nos rodean; los invito a cuidar todos los espacios”.

Oscar Gallego, director de Bienestar Universitario, resaltó la importancia de las piscinas: “es un espacio que cumple varias funciones, la primera es la parte académica, los estudiantes de licenciatura en deporte podrán desarrollar sus actividades en este espacio, además, allí se harán los ejercicios de natación para deporte formativo”.

Para finalizar, Gallego enfatizó en la importancia de consultar en la Coordinación de Deporte la disponibilidad para ingresar a las nuevas piscinas, pues es indispensable tener en cuenta que ahí se desarrollarán varios cursos.

El proyecto de remodelación comprende 920 metros cuadrados, y contó con una inversión de $752.941.392. En total, se entregaron dos piscinas: una semiolímpica para competencias regionales, y una pequeña para hidroterapia.

 

  Por: Estiven Arce

  @estivenarce_

   @estivenarce

   Luis Plaza